El futuro online de los abogados: conciliación y horarios flexibles

¿Tiene sentido que a un abogado se le exija hoy en día un horario presencial de oficina? ¿Es operativo que un despacho siga siendo solo el espacio que hay entre cuatro paredes? La respuesta es no. El futuro de la abogacía es online, tiene horarios flexibles y despachos sin barreras. La conciliación para los abogados debe estar ligada a los resultados y a la efectividad para atender a los clientes, no al presencialismo.

La realidad es que los clientes y sus necesidades son los que marcan los horarios de trabajo de los letrados. Por eso es imprescindible que internet y la legaltech aporten herramientas online que permitan a abogados y clientes conciliar y estar en contacto de forma sencilla y eficaz donde y cuando quieran. Los despachos sin barreras ofrecen autonomía para los abogados y un control de todos los casos desde el ordenador o el móvil.

En este contexto de cambio, la plataforma Lexdigo es la primera herramienta que conecta a los abogados con sus clientes  de forma permanente y además permite realizar todos los trámites online, incluso videoconferencias y la firma de documentos legales a través de un sistema en el que son pioneros, la videofirma online.

Esta nueva forma de trabajo y de conciliación parece sencilla para ser aplicada en el caso de los abogados autónomos, ya que se trata simplemente de que el profesional tome la decisión de dar el salto, acceder a la plataforma y empezar a ganar clientes y a gestionar sus casos desde ella. Pero, ¿qué pasa con los grandes bufetes de abogados?

Los grandes despachos deben adaptarse también a esta nueva realidad y al trabajo del futuro que exigen los usuarios, cada vez más acostumbrados a resolver sus problemas con un solo clic y de forma fácil. Con Lexdigo es posible subir todo el despacho a la plataforma, integrar a todos los profesionales que trabajan en él y empezar incluso a trabajar de forma colaborativa, compartiendo casos e información de manera totalmente accesible y segura. De este modo, la presencialidad pasa a segundo plano y la efectividad es la protagonista. Los abogados pueden conectarse incluso en las horas muertas mientras esperan un juicio en los pasillos del juzgado.

La conciliación es un tema que preocupa mucho en el sector de la abogacía. La clave es que los letrados puedan organizar su tiempo y además siempre tengan a su disposición los documentos y la información que necesitan. Este problema afecta en especial a las mujeres abogadas. Un estudio de Metroscopia sobre Igualdad de Género en la Abogacía y en la Justicia, presentado a finales de 2017, revelaba que el 80% de los abogados consideran que los hombres lo tienen más fácil que las mujeres para conciliar en los bufetes. Además, de la encuesta se desprende que las abogadas cobran de media un 20% menos que los abogados. El futuro online de la abogacía es esencial para construir despachos sin barreras. Entre ellas, la barrera de género.

Entradas creadas 2

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Entradas relacionadas

Comienza escribiendo tu búsqueda y pulsa enter para buscar. Presiona ESC para cancelar.

Volver arriba